​Los 4 tratamientos menos invasivos para acabar con la papada

​Los 4 tratamientos menos invasivos para acabar con la papada
Licenciada en Periodismo y Máster en Relaciones públicas y Gabinetes de Comunicación. Me encanta escribir y comunicarme con los demás. Actualmente, redacto contenidos y artículos en Multiestetica.
Creación: 11 mar 2016 · Actualización: 5 abr 2022

Con el paso de los años la piel va perdiendo firmeza y a cierta edad es normal que muchas partes del cuerpo, como es el caso de la papada, tiendan a caer. La flacidez de la zona que conecta la mandíbula con el cuello, la famosa papada, es muy frecuente en personas mayores o con cierto sobrepeso.

Causas de la papada

La comúnmente conocida como papada, no es mas que una acumulación de grasa y piel en la zona del cuello, justamente debajo de la barbilla. Es por ello que en algunos países se la conoce como doble barbilla o doble mentón. Puede aparecer a cualquier edad, aunque normalmente suele aparecer con una mayor frecuencia en personas de mediana y avanzada edad debido a la pérdida de elasticidad de la piel, ocasionando el descolgamiento común de la papada si no se ha tratado previamente.

Suele agravarse con el paso del tiempo y sus causas son muy diferentes, puede darse el caso de aparecer debido a problemas hormonales, como causa del sobrepeso así como malos hábitos durante el día a día así como la falta de ejercicio y una dieta con desequilibrios nutricionales.

papada-cara-mujer.jpg
La papada suele conocerse como doble mentón o barbilla.

Otra causa común de la papada es la exposición prolongada del sol. Este factor hace que los efectos de los rayos solares provoquen que nuestra piel envejezca de una manera más rápida y en consecuencia, pierda la tersura original. Por otro lado, hay personas que debido a su carga genética tienen una especial tendencia a desarrollar la papada, incluso aunque realicen todo tipo de tratamientos previos para evitar su aparición.

️ Relacionado: Cómo cuidar tu piel ahora que estás en casa

Tipos de papada

Existen diferentes tipos de papada, basados por la causa que las ha podido originar, es por ello que una buena identificación podrá ayudarnos a su corrección o eliminación posterior:

  • En primer lugar tenemos la papada originada por descolgamiento, la cual aparece en personas con más edad, debido a que la musculatura de esta zona se vuelve más laxa o en aquellas personas que han perdido peso de una manera muy rápida. Además, tanto la forma de nuestra cara como la genética pueden ayudar a que aparezca este tipo de papada.
  • Por otro lado, la papada por exceso de grasa es la que aparece en aquellas personas que padecen sobrepeso u obesidad. Esta clase de papada se puede apreciar muy bien en cuando se hace un movimiento que haga bajar la mandíbula inferior.

Ejercicios para retrasar la aparición de la papada

Los expertos en medicina estética recomiendan una serie de ejercicios para ayudar a retrasar la aparición de la papada que se pueden hacer junto a nuestra rutina diaria como hábito para prevenirla.

  • En primer lugar, corregir la postura de la cabeza en actividades cotidianas como leer o hablar por teléfono, evitando presionar la piel de nuestro cuello y que pierda firmeza.
  • Procurar una buena postura mientras dormimos, por lo que es totalmente recomendable emplear una almohada menos gruesa con lo que mantendremos estirada la piel del cuello durante toda la noche.
  • Tener un especial cuidado de la piel del mentón y del cuello, realizando exfoliaciones con cierta frecuencia de la epidermis y aplicar, al menos, una vez al día una crema de tipo hidratante que nos permitirá mantener la tersura y en consecuencia retrasar su descolgamiento.
  • Aplicar crema solar en la zona nos ayudará a prevenir el envejecimiento prematuro del cuello y su posterior flacidez, así como llevar a cabo una alimentación rica en frutas y verduras antioxidantes.

️ Relacionado: Cirugía estética de cuello

Tratamientos estéticos para la papada

Aunque regularmente apliquen tratamientos preventivos, son muchas las mujeres que están preocupadas por el aspecto de su cuello, pero no quieren pasar por intervenciones quirúrgicas por lo invasivas que son.

No obstante, existen tratamientos poco invasivos y con los que se puede solucionar el problema. Entre los tratamientos poco invasivos, se han seleccionado 4, que son los siguientes:

  1. Aqualyx combinado con masajes: para extraer la grasa localizada de la papada, se realiza una inyección de ácido desocicólico para licuar directamente en la zona a tratar las células grasas. Además, el tratamiento facilita que la grasa la vaya eliminando el organismo y combinándolo con otros tratamientos como masajes, cavitación o ultrasonido, se puede mejorar la circulación de la sangre y la eliminación de grasas.
  2. Softlift Ultherapy: es una técnica innovadora que se centra en ultrasonidos intensos y está aprobada por la FDA (Food and Drug Administration de EEUU) ofreciendo resultados muy parecidos a los del lifting. Con la aplicación de los ultrasonidos, se logra dar calor a las capas más profundas de la zona de la papada sin originar daños superficiales. Con ello lo que se consigue es que se produzca más colágeno que es el que logra dar firmeza a la piel. La cantidad de ultrasonidos que se deben utilizar dependerán según el estado de los pacientes y se logrará un aspecto más o menos natural.
  3. Hilos tensores: son unos hilos de material biocompatible para el organismo, que consiguen un efecto también muy similar al lifting. El resultado no es definitivo y al cabo del tiempo se difuminan, pero tiene efectos inmediatos. Es una técnica muy poco invasiva, porque solo se trata de unos pequeños pinchazos y se utiliza anestesia local. También ayudan a producir colágeno, acabando con la flacidez de la zona.
  4. Radiofrecuencian Profound: este cuarto tratamiento es muy similar al segundo tratamiento que se ha mencionado el Softlift Ultherapy y consiste en estimular el colágeno para combatir el envejecimiento. Se realiza con una tecnología específica que tiene 10 miniagujas que penetran en la piel haciendo llegar el calor a las zonas más profundas de la zona del cuello donde se produce el colágeno. La mejora se ve de forma gradual, según las sesiones que necesite el paciente.
papada-estirar-cuello-tratamiento.jpg
Existen numerosos tratamientos para estirar la piel del cuello y eliminar la papada.

Por lo tanto, se puede solucionar el problema con varios tratamientos poco invasivos, sin pasar por quirófano, pero antes de elegir uno de ellos es necesario acudir a un médico especialista para que pueda ver el estado de el cuello y la piel y decidir cuál es el mejor tratamiento.

👉🏼 ¿Te han parecido útiles estos consejos? ¿Quieres preguntar por otros tratamientos para eliminar la papada? Entra en nuestro foro y pregunta a otros pacientes.

La información que aparece en Multiestetica.com en ningún caso puede sustituir la relación entre el paciente y el médico. Multiestetica.com no hace apología de un producto comercial o de un servicio.