Alimentos que engordan y no lo sabes

Alimentos que engordan y no lo sabes
Licenciada en Periodismo y Máster en Relaciones públicas y Gabinetes de Comunicación. Me encanta escribir y comunicarme con los demás. Actualmente, redacto contenidos y artículos en Multiestetica.
Creación: 21 dic 2015 · Actualización: 10 mar 2021

El ritmo de vida diario y las prisas nos obligan a llevar un estilo de vida que, en la mayoría de los casos, no es sano ni saludable. Una alimentación descuidada (con exceso de salsas y alimentos precocinados o procesados), trabajar a deshoras, dormir poco y mal, el estrés y la ausencia de ejercicio físico inciden sobremanera en nuestro aspecto físico, amén de nuestra salud, que también se resiente.

Aunque decidamos practicar ejercicio físico para evitar el sedentarismo y seguir una dieta hipocalórica para no coger kilos de más, hay otras cosas que también afectan a nuestra forma física, cosas que engordan y no sabías.

Los genes

Los genes determinan cómo será nuestro cuerpo. En la mayoría de los casos, hay un componente genético en el sobrepeso: si los padres tienen tendencia a engordar, también los hijos sufrirán este problema. Ante eso poco se puede hacer, aunque sí podemos evitar que los kilos vayan a más. Comer alimentos integrales ayuda a regular el metabolismo y, por consiguiente, a eliminar las grasas. Por supuesto, se deben evitar los productos industriales o que contengan aditivos.

Trabajar por turnos

Trabajar siguiendo turnos rotatorios es una de las principales causas de que haya aumentado la obesidad, además de usar el vehículo como medio de transporte. Las personas que trabajan por turnos descansan menos y mal y comen a horas intempestivas. La ausencia de un patrón de horarios para las comidas y el descanso hace mella en su metabolismo, por lo que estos trabajadores suelen quemar menos calorías que el resto, lo que determina que sean más propensos a acumular grasa y a engordar.

Los especialistas aconsejan que estas personan beban mucha agua y tomen alimentos ricos en fibra, como las lentejas, los frutos secos o las alubias. Por supuesto, todo ello combinado con la ingesta de frutas y verduras. De este modo, conseguirán regular su metabolismo y eliminar el exceso de grasas que acumula su organismo.

Los alimentos industriales

Hoy en día nadie duda de que los alimentos industriales y los productos procesados, además de ser poco saludables, engordan debido a la cantidad de aditivos que contienen para su conservación. Por ello, lo más sano y natural es consumir siempre alimentos frescos y naturales, libre de aditivos industriales y que no hayan sido procesados.

Algunos polímeros químicos

El uso de productos de limpieza que presentan en su composición algunos polímeros, como el que detiene la acción del fuego, son contraproducentes para nuestra forma física. Recientes estudios de la Universidad de New Hampshire han puesto sobre la mesa la relación que existe entre estos polímeros y la diabetes, vinculada esta última al aumento de peso.

Por ello, la apuesta por el uso de productos ecológicos en artículos de limpieza puede ser interesante para evitar los dañinos efectos secundarios que estos componentes tienen para nuestra salud.

En definitiva, no solo basta con seguir una dieta equilibrada. También hay que prestar atención a otras cosas que pueden afectar a nuestra salud, alterar nuestro metabolismo e incluso causar diabetes. Otras veces, es la genética la que determina nuestra estructura física, que salvo algunos casos, será muy difícil cambiar. Por ello, y ante todo, debemos ser tolerantes con aquellas personas que sufren sobrepeso, no solo por respeto hacia las mismas, sino porque las críticas negativas condicionan su baja autoestima, lo que conlleva que sigan aumentando de peso.

La dieta, el deporte y unos buenos hábitos de vida son la base para conseguir nuestro peso ideal. Es un secreto a voces que no falla. Sin embargo, posiblemente os habréis dado cuenta que con un mínimo cumplimiento de estos consejos un hombre adelgaza, mientras que la mayoría de mujeres tienen que poner un mayor esfuerzo para conseguir los mismo resultados.

¿Por qué los hombres adelgazan más rápido que las mujeres?

por-que-los-hombres-adelgazan-mas-rapido-que-las-mujeres-0-ai2.jpg

Los hombres y las mujeres son diferentes en muchas cosas, y una de ellas es cómo procesamos la alimentación y el ejercicio físico. Esto desemboca en unos resultados diferentes ante una misma dieta y actividad. Algunos de los motivos son:

  • Metabolismo. La razón principal a la que podemos achacar esta desigualdad de la naturaleza es que el metabolismo de los hombres es más rápido que el de las mujeres y, por tanto, queman de manera más rápida y fácilmente las calorías.
  • Enzimas. Además, los hombres producen más enzimas en el tracto digestivo de manera que queman más grasa de la zona abdominal, con lo que parten con ventaja para reducir la barriga en tiempo récord.
  • Grasa corporal. Por otra parte, hay que tener en cuenta que las mujeres desde la pubertad tienen entre un 6 y 11% más de grasa corporal que los hombres aunque coman igual o menos. Ésto se debe a una predisposición biológica que ayudará a las mujeres durante el embarazo.
  • Dieta. Está demostrado que nosotras tenemos una mayor dependencia de ciertos alimentos, mientras que los hombres son mucho más flexibles biológicamente a la hora de cambiar su dieta.
  • Distribución de la grasa. Los hombres tienen una mayor musculatura y esto hace que la grasa que ingieren se distribuya de forma más equilibrada.
  • Deporte más efectivo. Aunque los dos realicen deporte, la mujer suele retener líquidos motivo por el cual le cuesta más tonificarse. Además, también tiene más tendencia a sufrir problemas de tiroides que derivan en sobrepeso.

Por otra parte, las mujeres tienen la grasa más dispersa por el cuerpo, de modo que al perderla cuesta más que se vea el resultado ya que todo es de forma más gradual. En cambio, los hombres tienen puntos localizados de grasa, normalmente en el abdomen, de manera que si eliminan parte de ella da la sensación de una mayor pérdida de volumen.

Con el tiempo las tornas se cambian

Pese a que parece que genéticamente los hombres están mejor preparados para adelgazar, es un a predisposición sólo a corto plazo. Cuando la dieta o el ejercicio físico se alargan en el tiempo, los hombres y mujeres tienden a igualar su capacidad de adelgazamiento hasta equipararse.

Pasado un tiempo, por el contrario, los hombres tienden a relajarse más y, por tanto, a recuperar el peso perdido. En cambio, las mujeres parecen más concienciadas al control de la dieta. Los datos así lo demuestran; sólo el 30% de los hombres han mantenido el peso tras un año de "cuidarse", mientras que la cuota en las mujeres llega hasta el 60%.

Algunos consejos

  • Como hemos comentado una mujer tarda más en procesar los alimentos y se sentirá más pesada. Por tanto, hemos de adecuar la cantidad a cada sexo. Normalmente, una mujer debe comer un 30% menos que un hombre.
  • En el ejercicio hemos de adecuar buscando unos objetivos claros. Las mujeres aguantan mejor el sufrimiento pero los hombres pueden ejercitar los músculos con más peso. La cuestión es encontrar un ejercicio adecuado para cada uno y tomarnos el tiempo necesario.
  • En cuanto a la dieta, también hay algunas indicaciones. Una dieta rica en proteínas y verduras será saludable para los dos sexos, pero es recomendable no mezclar muchos tipos de alimentos en el caso de las mujeres.

La información que aparece en Multiestetica.com en ningún caso puede sustituir la relación entre el paciente y el médico. Multiestetica.com no hace apología de un producto comercial o de un servicio.