Pia Castillo
Pia Castillo
Periodista. Mi pasión es comunicar, dando a conocer información útil y veraz, que aporte a mejorar la calidad de vida de las personas.
Creación: 3 feb 2016 · Actualización: 30 abr 2019

Publicidad

Navegación

  • Introducción
  • ¿Qué se entiende por tratamiento de la obesidad?
  • ¿Cómo saber si soy candidato para someterme a un tratamiento de obesidad?
  • ¿Cómo elijo a mi doctor para el tratamiento de la obesidad?
  • ¿Cómo es la primera cita con el cirujano bariátrico?
  • ¿Cómo se realizan los principales tratamientos de la obesidad?
  • Tipos de cirugía bariátrica
  • Métodos para combatir la obesidad sin cirugía
  • ¿Cuáles son los principales beneficios de estos tratamientos para la obesidad?
  • ¿Cómo es la recuperación de las cirugías para la obesidad?
  • ¿Cómo es la recuperación de los tratamientos para la obesidad?
  • Riesgos de los tratamientos para la obesidad:
  • Resultados
  • Preguntas frecuentes
  • Testimonios
  • Bibliografía

Introducción

La Organización Mundial de la Salud (OMS) ha definido la obesidad como la epidemia del siglo XXI, ya que las cifras se han triplicado en las últimas décadas, muriendo alrededor de 2,8 millones de personas en el mundo cada año, a causa de la obesidad y el sobrepeso. Además, según un estudio de la Sociedad Española de Cardiología (SEC), el 39,3% de la población española de entre 25 y 64 años padece sobrepeso y un 21,6% es obesa. Las causas de la obesidad son múltiples, pero generalmente se da como resultado de un desequilibrio o desajuste entre las calorías ingeridas y las calorías que gastamos diariamente. La OMS explica que esto se produce debido a que las personas tienden a consumir alimentos muy ricos en calorías, sin aumentar al mismo tiempo el gasto energético con actividad física, lo que desencadena en sobrepeso y en la mayoría de los casos, obesidad.

Por otra parte, la obesidad desencadena otras enfermedades como diabetes, hipertensión arterial, enfermedades cardiovasculares, trastornos psicológicos, apnea del sueño, cáncer de útero y colon, entre otras patologías que pueden llegar a ser mortales.

Vídeo del Dr. Alberto Pagán

¿Qué se entiende por tratamiento de la obesidad?

El tratamiento de la obesidad es aquel que tiene como finalidad que el paciente pueda bajar su Índice de Masa Corporal (IMC), alcanzando y manteniendo un peso saludable. En esa línea, los tratamientos pueden ser múltiples y varían desde una dieta equilibrada según los requerimientos nutricionales de cada persona, sumado a actividad física.

En el caso de que el paciente no logre los objetivos con un cambio de estilo de vida, puede ser necesaria la cirugía. Las cirugías más comunes para combatir la obesidad son las llamadas cirugías bariátricas: la cirugía de manga gástrica, la banda gástrica y la cirugía de bypass gástrico.

tipos de obesidad

Existen diversos tipos de obesidad según el IMC de cada persona

¿Cómo saber si soy candidato para someterme a un tratamiento de obesidad?

Cada persona es única, por lo que se recomiendan diversos tratamientos, los que serán elegidos dependiendo del nivel de sobrepeso y salud del paciente. Según datos del  Dr. Carlos Sala el tratamiento a seguir dependerá del cálculo del Índice de Masa Corporal (IMC) de cada paciente, el cual se puede sacar dividiendo el peso en kilogramos por el cuadrado de la talla en metros.

Por lo tanto, el Dr. Carlos Sala explica: 

  • Si tu IMC es entre 25-30 estás con un problema de sobrepeso lo que probablemente se te recomendará un tratamiento a base de dieta y ejercicios.
  • Si tu IMC está por sobre los 30-35 es definido como obesidad leve, por lo que es probable que el especialista te recomiende un tratamiento dietético o bien cirugía en el caso de que existan comorbilidades (dos o más enfermedades presentes en la misma persona, o la interacción entre dos enfermedades que puedan empeorar).
  • Si tu IMC está entre los 35-40 se define como obesidad severa. En estos casos es recomendable un tratamiento quirúrgico.
  • Si tu IMC está sobre los 40 se define como obesidad mórbida y se recomienda la cirugía para poder tratarla.
  • Si tu IMC es mayor a 50 se entiende como súper obesidad y sólo es tratable con cirugía.
  • Un IMC mayor a 60 es sinónimo de triple obesidad y sólo se recomienda tratamiento quirúrgico para su tratamiento, dependiendo del estado de salud del paciente.
cirujano tratamiento obesidad

Si el IMC es mayor de 35 lo mejor es consultar con un cirujano bariátrico

¿Cómo elijo a mi doctor para el tratamiento de la obesidad?

En el caso de tener un IMC menor a 30 lo más recomendable es visitar a un Nutricionista o Dietista, especialista en nutrición y pérdida de peso controlada, lo que ayudará al paciente a seguir una pauta alimenticia de acuerdo a sus requerimientos nutricionales, los que son definidos según edad, peso, altura, condiciones de salud general, entre otros.

Además este profesional tomará en cuenta cuántas calorías estás acostumbrado a consumir vs las que gastas durante un día normal. También tendrás la oportunidad de comentarle cómo es tu estilo de vida en general y cuáles son tus principales preferencias al momento de comer. Este plan nutricional también puede ir acompañado de una pauta de ejercicios la cual estará a cargo de un especialista en todo lo referente al acondicionamiento físico, con un entrenador personal, el cual también tomará en cuenta varios factores antes de darte las especificaciones de tu plan.

Por otra parte y en el caso de que el IMC sea mayor a 35 lo que se define como obesidad severa, lo mejor es consultar con un cirujano bariátrico, el cual revisará el historial médico del paciente para determinar el mejor tratamiento quirúrgico según sea cada caso.

Para ambos casos es fundamental que el médico cuente con las certificaciones necesarias y verificar que el profesional tenga los títulos obligatorios por alguna sociedad avalada en el país en el que se realizará la intervención. En este caso es la Sociedad Española de la Cirugía de la Obesidad, SECO.

En lo posible también, es importante que el paciente investigue, leyendo referencias y testimonios de otros pacientes, ya que lo acercará a la mejor decisión al momento de elegir a la clínica y doctor que tratará su obesidad.

cita con el cirujano bariátrico

En la primera cita el médico bariátrico realizará una evaluación completa del paciente

¿Cómo es la primera cita con el cirujano bariátrico?

Durante la primera cita el médico bariátrico realizará una evaluación completa del paciente, revisando el historial clínico. Además, le explicará los diferentes tipos de tratamientos que existen y cuál es el que mejor le vendrá al paciente según:

  •  Edad
  • Peso e IMC
  • Estatura
  • Hábitos alimenticios
  • Enfermedades crónicas
  • Posibles riesgos
  • Si fuma o bebe

Además, durante esta primera consulta, el especialista indicará según el tipo de intervención, qué dieta deberá seguir el paciente, explicando todos los pros y los contras del tratamiento y le dará un estimativo de hasta cuántos kilos podrá perder.

Por último, también le pedirá algunos exámenes pre operatorios para comprobar que no haya enfermedades relacionadas con la obesidad o algún tipo de contraindicación para el tratamiento elegido.

Durante esta primera cita recomendamos que el paciente vaya acompañado de algún familiar o amigo para que puedan exponer en conjunto todas las dudas o comentarios sobre la intervención.

dieta

Con una dieta personalizada aprenderá a comer de manera sana

¿Cómo se realizan los principales tratamientos de la obesidad?

Existen diversos tratamientos para tratar la obesidad. El adecuado se elegirá dependiendo del Índice de Masa Corporal (IMC) de cada paciente. Si la persona tiene un IMC menor o igual a 25 se le recomendará realizar una pauta nutricional, a través de una dieta asistida por un Nutricionista, quien deberá evaluar cada caso en particular, dando una guía de alimentos según los requerimientos nutricionales de cada paciente.

Así mismo, con esta dieta personalizada la persona también aprenderá a comer de manera sana, adecuándose a las necesidades de cada paciente, lo que se transformará en un tratamiento dinámico y sencillo de llevar.

Finalmente, el Nutricionista deberá realizar un seguimiento cada 15 días para evaluar la pérdida de peso. Finalizado el tratamiento con el peso ideal, el especialista le entregará al paciente un plan de mantenimiento. Lo más importante en estos casos es la fuerza de voluntad y compromiso.

Vídeo de la Clínica Rinos

Tipos de cirugía bariátrica

Los expertos de la Clínica Zurich, explican que las personas que tienen un IMC por sobre los 35, se les recomienda la cirugía bariátrica para poder combatir la obesidad.

En esa línea, existen tres tipos de cirugía bariátrica:

  1. Cirugía de manga gástrica: esta se realiza por vía laparoscópica, reduciendo el estómago en casi un 70% de su capacidad, lo que se traduce en la disminución de la ghrelina, hormona encargada de regular el apetito. Importante destacar que en este tratamiento el estómago se fracciona sin desviación del alimento.
  2. Cirugía de bypass gástrico: con esta segunda técnica al paciente se le modifica el sistema digestivo por vía laparoscópica, creando un pequeño estómago el cual irá conectado al intestino delgado. Esto permitirá que el paciente reduzca considerablemente la cantidad de calorías y comida que ingiere, sintiéndose saciado con pequeñas porciones.
  3. Banda gástrica: se trata de una cirugía en la que se instala un anillo de silicona ajustable alrededor de la parte superior del estómago. De esta forma, se crea una pequeña bolsa en la que se depositarán los alimentos por lo que se limitará la cantidad de alimentos que se pueden consumir. El paciente tendrá una sensación de saciedad mucho más rápido y por lo tanto, comerá menos cantidad de alimentos y adelgazará.  

En todas estas cirugías el paciente debe quedarse ingresado en la clínica ya que se utiliza anestesia general.

antes y después pose

Imagen de la Clínica Opción Médica

Métodos para combatir la obesidad sin cirugía

Así mismo, los especialistas de la Clínica Zurich explican que hay diversas técnicas sin cirugía que están recomendadas para pacientes con un IMC mayor o igual a 30 o mayor o igual a 40:

  1. Método POSE: en este tratamiento sin cirugía el médico realiza unos pliegues bajo la zona del estómago, en el fundus gástrico, a través de una endoscopía lo que permite que el volumen se reduzca en casi un 80%, estimulando el adelgazamiento. Se genera de esta forma una sensación de saciedad constante. El tratamiento, se realiza bajo anestesia general y suele durar alrededor de 50 minutos.
  2. Balón Gástrico: Con la finalidad de reducir la capacidad del estómago, el especialista introduce un balón gástrico a través de una endoscopia por el esófago, el cual se rellenará con suero salino durante un periodo de 6-12 meses para permitir la baja de peso.

¿Cuáles son los principales beneficios de estos tratamientos para la obesidad?

Para que los tratamientos anteriormente nombrados tengan éxito se requiere por parte del paciente compromiso, esfuerzo y mucha constancia. El paciente que padece de obesidad debe entender que cualquiera sea el tratamiento elegido debe acompañarlo por un cambio sustancial en su estilo de vida y hábitos alimenticios, explican desde la clínica CIME

Los principales beneficios de un tratamiento de la obesidad según los especialistas son: 

  • Mejora en la calidad de vida del paciente
  • Más energía y movilidad
  • Resultados a largo plazo si hay compromiso por parte del paciente
  • Mejora sustancial en la salud del paciente
  • Mejora en la apariencia física y emocional

¿Cómo es la recuperación de las cirugías para la obesidad?

La recuperación dependerá del tipo de tratamiento que se nos indicará según nuestro índice de IMC y grado de obesidad.

En el caso de tener que someternos a una cirugía la recuperación será la siguiente:

  • Manga gástrica: En este caso el cirujano recomendará hacer reposo durante algunos días (entre 7 y 10 días) con una dieta bastante restrictiva durante las primeras semanas. Durante la primera semana el paciente sólo podrá beber líquidos para que el sistema y el cuerpo puedan adecuarse al nuevo tamaño del estómago; pasado ese tiempo el especialista le recetará una dieta blanda compuesta principalmente de papillas. Luego del mes de la operación y de varios controles médicos, el paciente será recetado con una pauta nutricional personalizada que deberá seguir minuciosamente para alcanzar los objetivos planteados.
  • Cirugía de bypass gástrico: el paciente deberá pasar en la clínica unos 3 a 4 días luego de la cirugía y el cirujano le pedirá que camine unos pasos para prevenir la formación de coágulos sanguíneos. Además, el paciente no podrá ingerir alimentos durante los primeros 3 días luego de la operación. Además le recetarán algunos analgésicos para controlar el dolor. El paciente es dado de alta cuando pueda desplazarse sin problemas y sin dolores. Así mismo, según los expertos de Mayo Clinic una dieta pos-bypass gástrico sigue una evolución por etapas, con la finalidad de ayudar al paciente a volver a comer alimentos sólidos gradualmente.En ese aspecto, los expertos recomiendan tener en cuenta lo siguiente:
      1. Beber al menos 2 litros de agua al día para evitar deshidratación.
      2. Comer y beber muy lento para evitar evacuación gástrica rápida.
      3. Evitar beber líquidos entre comidas. Tomar agua 30 minutos después de comer.
      4. Evitar el alcohol.
      5. Una vez que hayas pasado la etapa de líquidos, el paciente debe preocuparse de masticar bien los alimentos hasta obtener una consistencia de puré antes de tragarlos.
      6. Preferir alimentos magros y ricos en proteínas.
      7. Mezclar alimentos sólidos con líquidos como (agua, leche descremada, caldo).
  • Banda Gástrica: requiere una estancia en el hospital de unas 12-24 horas y el paciente se puede incorporar a la vida cotidiana de forma casi inmediata. Por lo tanto, el postoperatorio es sencillo. Durante los primeros días el paciente tendrá que hacer una dieta líquida, luego una dieta semilíquida hasta llegar finalmente a la dieta de mantenimiento y control.

¿Cómo es la recuperación de los tratamientos para la obesidad?

En el caso de utilizar tratamientos sin cirugía como el método POSE o el balón gástrico la recuperación será la siguiente:

  • Método POSE o reducción de estómago sin cirugía: Como se trata de una intervención no invasiva, el paciente es dado de alta el mismo día o sólo de 24 horas según la evolución en cada caso con una dieta restrictiva a cargo de un nutricionista. Es fundamental que el paciente asista a las revisiones semanales para evaluar la evolución de su tratamiento. Así mismo es recomendable que el tratamiento de reducción de estómago sin cirugía vaya acompañado de un programa de reeducación de hábitos alimenticios. Con este tratamiento se puede esperar hasta una baja del 45% del exceso de peso, según explican los expertos de la Clínica FEMM
  • Balón gástrico: Durante la primera semana el paciente sólo deberá llevar una dieta líquida y preocuparse de esta muy hidratados. Así mismo es importante evitar las bebidas gaseosas durante todo el tratamiento ya que tienen un efecto de ‘’hinchazón’’ en el estómago. Así mismo se debe evitar el consumo de alcohol. La segunda semana de dieta se pueden incorporar alimentos blandos como sopas, papillas y puré. Se podrán ingerir alimentos que sean bajos en grasas y azúcares. De la tercera semana en adelante el paciente podrá ir incorporando con supervisión de un nutricionista alimentos sólidos, preferiblemente preparados en casa y bajos en grasas.

Para cualquiera de los casos nombrados anteriormente es aconsejable evitar los esfuerzos físicos durante los primeros días post tratamiento o cirugía. Así mismo no es recomendable fumar para permitir un correcto proceso de cicatrización y oxigenación de la sangre.

En algunos casos los pacientes que pierden mucho peso sentirán incomodidad en algunas partes del cuerpo como el abdomen o los brazos, por lo que les es recomendado realizarse luego de llegar al peso meta, una abdominoplastia.

Riesgos de los tratamientos para la obesidad:

En los casos de los procedimientos con cirugía los riesgos pueden ser:

  • Reacción adversa a la anestesia o analgésicos recetados
  • Dolor abdominal intenso
  • Infección de las heridas
  • Náuseas o vómitos
  • Reflujo gastroesofágico
  • Recaer en antiguos hábitos alimenticios que se traducirán en aumento del peso perdido

En el caso de los tratamientos sin cirugía, por lo general la recuperación es más rápida, pero el paciente puede presentar:

  • Dolor abdominal
  • Sequedad en garganta y boca
  • Infección a las heridas
  • Reacción adversa a la anestesia
  • Dolor o heridas en el esófago/estómago

Resultados

Para que los resultados sean óptimos en cualquiera de los casos de obesidad debe existir un fuerte compromiso y voluntad por parte del paciente. Además debe seguir rigurosamente la dieta recetada junto con los cuidados post operatorios según sea cada caso.

Por este motivo, fuera de qué tratamiento es elegido, los resultados que se pueden obtener son:

  • Pérdida de más del 60% del exceso de peso
  • Resultados a largo plazo
  • Mejor calidad de vida
  • Mejora sustancial de la movilidad
  • Recuperación relativamente rápida
  • Reducción de riesgo de enfermedades asociadas a la obesidad como diabetes, hipertensión, enfermedades cardiovasculares, cánceres de útero, colon, entre otras patologías
  • Mejora la autoestima y la apariencia física

Preguntas frecuentes

  •  ¿Qué tratamiento es adecuado para una persona que sufre de obesidad grado II? Los especialistas de MIP Salud explican que lo más adecuado es que el paciente se acercara a la consulta del doctor para realizar un diagnóstico exacto, a través de un estudio genético nutricional el cual da a conocer cuáles son los alimentos que se pueden ingerir y cuáles no. Así mismo, es importante realizar un estudio metabólico para determinar el plan nutricional y tratamiento a seguir.
  • ¿Cuáles son los resultados esperados luego de 5 a 10 años de una cirugía bariátrica? El Dr. Jorge Aso menciona que los resultados a medio plazo generalmente son muy buenos, tanto desde el punto de vista de peso como desde el metabólico. Los resultados a largo plazo, pasado los 10 años post operación dependerán mucho del paciente y de sus hábitos alimenticios.
  • ¿Cuándo se considera que una persona sufre de sobrepeso/obesidad y debe ser tratada? Una persona con sobrepeso es considerada cuando su IMC es superior a 25. Así mismo, entre 30 y 35 obesidad leve y por último entre 35 y 40 es considerado obesidad grave. Finalmente los pacientes con más de 40 en su IMC son diagnosticados con obesidad mórbida. Para todos los casos existe un tipo de tratamiento, según mencionan los expertos de la Clínica Línea Ideal.
  • ¿Tienen éxito las llamadas dietas milagro? Las dietas milagro deben ser rechazadas, ya que ponen en peligro tu salud física como mental. Además, están llenas de mitos como el no poder comer frutas a cierta hora, o no poder comer carbohidratos. Así mismo prometen resultados mágicos y rápidos, pero la mayoría tienen efecto rebote, explican los especialistas de la Clínica Alimmenta.
  • ¿La obesidad puede ser causada por un factor externo? Según los especialistas de Mayo Clinic la obesidad muchas veces tiene relación con problemas sociales y económicos, ya que quizás a la persona no le enseñaron a cocinar cosas saludables o no podían comprarlas. Además, en las familias se van repitiendo hábitos y patrones alimenticios. Si los padres son obesos, lo más probable es que los hijos también repitan las mismas conductas poco saludables.

Testimonios

"No me lo acabo de creer pero es así, 26 kg en 6 meses. He tenido una respuesta muy buena al Balón Intragástrico. Siempre he tenido tendencia a engordar, siempre he hecho dietas, tratamientos, me he adelgazado, engordado. Al final me he encontrado después de 1 año de mucho estrés, con 106 kg y 170 cm. Ya misión imposible. El estrés continua, la vida continua y yo con obesidad y sin poder hacer deporte debido al sobrepeso. Me cansaba mucho andando ya que camino rápido y finalmente me rendí, reconocí mi problema de obesidad y pedí ayuda" Ver experiencia

Xantematines - Barcelona (Ciudad), Barcelona

Nunca he estado contenta con mi aspecto físico, intentaba adelgazar comiendo sano y haciendo deporte pero no lo lograba y eso frustra aún más. Un día, me hablaron de un médico que realizaba dietas junto a tratamientos estéticos y decidí pedir hora, iba a quemar mi último cartucho para intentar adelgazar. No solo mi aspecto ha cambiado con 17 Kgs menos, sino mi vida" Ver experiencia

Cin_9240 - Tarragona (Ciudad), Tarragona

Os contaré que no es que esté encantada si no super encantada, me dijeron que perdería 20k en 6 meses, bueno llevo 2 meses y ya los he perdido. También es cierto que sigo al pie de la letra las indicaciones del endocrino, voy a andar una hora todos los días. No noto nada de nada, no me siento cansada ni baja de ánimos, lo único que es un poco duro el sentarte a comer con mas gente, por que como ya dije mas veces el cerebro no te lo operan y ese va por libre, pero con fuerza de voluntad lo llevo muy bien" Ver experiencia

CBC - Santander, Cantabria

"La información que aparece en esta web es solo orientativa y nunca puede sustituir la información que debe proporcionarte tu propio médico estético, cirujano estético o especialista estético. Si estás valorando la posibilidad de realizarte algún tratamiento o intervención médica (también en caso de dudas o preguntas) dirígete directamente a tu médico especialista para que te proporcione la información correspondiente. Multiestetica no respalda ni recomienda ningún contenido, procedimiento, producto, opinión, profesional de la salud o cualquier otro material e información en esta guía o en cualquier parte de este sitio web."