Lipoescultura Ultrasonica High-Definition 3D. VaserLipo y Vasersmooth

Lipoescultura Ultrasonica High-Definition 3D. VaserLipo y Vasersmooth
Doctor Beltrán
Especialista en cirugía mínimamente invasiva de la Universidad de California, catalogado como uno de los “100 Mejores Cirujanos del Mundo" que avalan su trayectoria y profesionalismo.
Creación: 15 may 2016 · Actualización: 20 jun 2022

La liposucción es quizá uno de los tratamientos más revolucionarios en el ámbito de la cirugía estética, ya que ofrece resultados drásticos en un corto periodo de tiempo, lo que ha hecho que sea una de las cirugías más solicitadas por los pacientes. 

A lo largo de los años han ido apareciendo técnicas similares a la liposucción que intentan mejorar este procedimiento haciéndolo menos doloroso e invasivo, y con menos efectos secundarios.

Qué tipos de liposucción existen

La liposucción es una cirugía que elimina el exceso de acúmulos grasos localizados mediante la extracción directa de la misma, rebajando el volumen de las zonas con excesiva grasa localizada y anti-estética. Existen tres formas de realizar una liposucción:

  • Liposucción convencional
  • Liposucción láser
  • Liposucción ultrasónica

Cada una de estas técnicas tiene sus propias ventajas e inconvenientes, y siempre existe algún tipo de limitación en la técnica que hace que ninguna de ellas sea la respuesta universal para cualquier problema de grasa acumulada, así que dependiendo del tipo de paciente o la zona se optará por una u otra.

Liposucción
Liposucción convencional

En qué consiste la liposucción convencional

La la liposucción tradicional, convencional o también llamada tumescente es la forma más habitual de liposucción, y consiste en infiltrar debajo de la piel del abdomen o las cartucheras un gran volumen de solución salina con un anestésico local (lidocaína) y un epinefrina como constrictor de vasos. Tras lo cual, la grasa es aspirada o succionada a través de pequeños tubos. En ocasiones es posible realizar una liposucción seca, sin apoyo de líquido, pero es menos habitual hoy en día porque existe un mayor riesgo de hematomas y sangrado.

En qué consiste la liposucción láser

La liposucción láser, también llamada lipoláser acostumbra a ser mucho menos invasiva y utiliza láser de baja frecuencia para bioestimular de manera inteligente las células adiposas. Durante una liposucción laser se realiza una pequeña incisión en la zona donde se quiere perder volumen y se introduce una diminuta cánula que dispone de una guía luminosa de fibra óptica con la que se recorren los tejidos, con la ventaja de que a diferencia de la liposucción convencional, en este caso no se dañan tejidos no deseados o vasos sanguíneos. El láser va diluyendo la grasa y la convierte en líquido que se aspira mediante la cánula o es eliminada por el propio cuerpo del paciente.

En qué consiste la liposucción ultrasónica

La liposucción ultrasónica es una nueva alternativa a las técnicas anteriores que utiliza los ultrasonidos para hacer desprender las células de grasa. Lo habitual es que la liposucción ultrasónica “apoye” a la liposucción, intervención denominada Liposucción asistida por ultrasonido (UAL), ya que la cánula ultrasónica emite una vibración muy potente que permite derretir las células grasas haciendo que sea más fácil succionarlas.

Esta técnica de liposucción por ultrasonidos, o a veces también llamada LipoSelection, es una técnica de remodelación corporal que consigue unos resultados excelentes en la eliminación de grasa localizada, porque previamente a la retirada de la grasa la diluye y por eso no daña los tejidos adyacentes. Además esa es una forma de sacar mayor cantidad de grasa con menor esfuerzo. Además, tiene la ventaja de que también elimina la flacidez, el contorno irregular que puede aparecer tras retirar la grasa, tensando la piel, y se dice que genera mejor retracción de la piel.

Otra de las ventajas es que la liposucción ultrasónica permite eliminar grasa de zonas imposibles de acceder con métodos tradicionales, por ejemplo, zonas de pequeño tamaño como papadas o brazos.

Liposucción de brazos
La liposucción ultrasónica permite eliminar grasa de zonas como los brazos o la papada

Al ser una intervención menos invasiva que la liposucción tradicional, el postoperatorio es mas llevadero y por eso la liposucción ultrasónica consigue reducir notablemente el dolor, la inflamación y el sangrado Por todo ello la Liposucción ultrasónica ha supuesto una revolución en el campo de la cirugía estética

Por sus especiales características la liposucción ultrasónica está dirigida a pacientes que necesiten liposucciones muy grandes, con muchos litros de grasa, así como también a pacientes que llegan a la consulta con mucha flacidez en la piel y quieren eliminar grasa sin empeorar la flacidez.

Qué es la LipoVaser?

El LipoVaser es una liposucción por ultrasonidos, y como tal la grasa se separa por vibración de las moléculas, no por derretimiento, como en el Lipoláser. Existen una multitud de marcas y procedimientos relacionados con Lipovaser, como VaserLiposuction o Vasershape (que combina ultrasonido y masaje), pero en líneas generales todos funcionan con el mismo principio.

Sin embargo, el Lipovaser no se trata de una liposucción ultrasónica clásica porque emite un tipo de ultrasonidos suaves específicos que solo actúan sobre la grasa, no sobre otras células del cuerpo. Gracias a los ultrasonidos de última generación es posible seleccionar con mucha exactitud la grasa en zonas muy diferentes con distintas características y llegar a obtener extraordinarios resultados; desde una gran reducción de volumen hasta un preciso esculpido y marcaje muscular.

Y qué es el VaserSmooth?

El Vaser Smooth es un tipo de Lipovaser que funciona mediante el uso de un ultrasonido de alta frecuencia a 36,000 Hertz. Por tanto, es una sonda de ultrasonido especialmente diseñada para despegar la grasa, suavizando las áreas adyacentes, y dispone de un lado cortante a cerca de 2 centímetros de la punta desafilada. Su diseño y tecnología hace que sea capaz de eliminar las bandas fibrosas verticales que aparecían con otro tipo de liposucciones, y además trata de forma más efectiva no sólo la eliminación de grasa, sino especialmente la piel de naranja, la celulitis y las irregularidades del contorno. Las áreas con exceso de grasa acumulada puede suavizarse con una micro-cánula de lipoescultura y las áreas con huellas persistentes pueden rellenarse usando la propia grasa del paciente, células madre y/o plasma rico en plaquetas (PRP).

Con su nueva tecnología VaserSmooth se pueden romper los cordones fibrosos que generar esa celulitis tan antiestética y lograr una mejoría del 95% en una sola sesión. Con otros métodos externos no se logra ni siquiera una mejoría del 40% y se necesitan múltiples sesiones.

La gran ventaja del VaserSmooth es que no arranca y despega esa grasa como lo haría una liposucción tradicional, con numerosos daños en los tejidos circundantes y en el propio tracto fibroso de la grasa. Estos daños a su vez son responsables de un mayor daño en el tejido, mayor inflamación, mayor sangrado y mayor descolgamiento del compartimento adiposo.

Además, con el VaserSmooth es posible hacer un modelado selectivo de ciertas áreas para lograr una definición de la musculatura como lucen algunos modelos de revista sin necesidad de matarse a dieta ni llevar un régimen de ejercicios tan estricto. Es lo que se llama High Definition Lipovaser o Vaser Smooth, la posibilidad no sólo de retirar la grasa, sino de esculpir otras zonas del cuerpo, incluso poder trasplantar esa grasa eliminada para hacer un lipofilling facial o corporal.

La información que aparece en Multiestetica.com en ningún caso puede sustituir la relación entre el paciente y el médico. Multiestetica.com no hace apología de un producto comercial o de un servicio.