Lipedema, cuando la grasa duele

Lipedema, cuando la grasa duele
Diez años de experiencia en cirugía plástica estética y reparadora. Amplios procedimientos estéticos faciales y corporales.
Creación: 17 oct 2018 · Actualización: 17 oct 2018

En ocasiones el acumulo de grasa en las piernas no es solo un problema estético sino una enfermedad que se conoce como lipedema.

El lipedema es una enfermedad crónica caracterizada por la presencia de acúmulos excesivos y desproporcionados de adipocitos(células que almacenan grasa) en las piernas, glúteos y en ocasiones en los brazos, estos acúmulos de grasa se acompañan de dolor en muchos casos. Es una enfermedad casi exclusiva de mujeres, hay pocos casos descritos en hombres.

¿Qué síntomas se asocian al lipedema?

La característica fundamental del lipedema es un tamaño desproporcionado de las piernas, aunque también puede afectar a los brazos. El lipedema es debido a un acúmulo anómalo de grasa en esas zonas. Típicamente las manos y los pies no están afectados de manera que se produce un efecto banda en el tobillo y/o en la muñeca, resultando con el aspecto típico de pies o manos de aspecto normal con piernas o brazos anormalmente anchos. En un 70% de los casos el lipedema solo afecta a los muslos.

Además de un aumento del diámetro de las piernas el lipedema se puede manifestar con dolor, hipersensibilidad, facilidad para tener hematomas. El lipedema afecta muy negativamente a la calidad de vida de los pacientes debido la limitación de la actividades cotidianas por el volumen de las piernas, la limitación en el vestuario y la afectación emocional que genera esta deformidad.

¿Cómo diferenciar el linfedema del lipedema?

El linfedema es una enfermedad debida a la alteración del sistema linfático que hace que se acumule la linfa en piernas o brazos y consecuentemente aumente el tamaño de la extremidad. A diferencia del lipedema el linfedema es debido a una alteración del sistema linfático bien congénita o bien secundaria a cirugías como la linfadenectomia axilar en el cáncer de mama. Desde un punto de vista clínico se puede diferenciar el linfedema del lipedema ya que en el linfedema los pies y/o las manos están afectadas mientras que en el lipedema las manos y los pies no están afectados. Existen estados intermedios que se conocen como lipolinfedema en la cual hay una combinación de las dos enfermedades.

¿Qué causa el lipedema?

No se conoce la causa de lipedema pero parece probable que haya una base genética yaque se ve con frecuencia antecedentes familiares en pacientes con lipedema.

El lipedema suele comenzar en la pubertad o en otros momentos en los que se producen alteraciones hormonales significativas en la mujer como son el embarazo, lactancia o menopausia. Este hecho, junto con el que prácticamente sea un enfermedad exclusiva de la mujer, hace pensar que las hormonas juegan un papel fundamental en su desarrollo.

¿Está el lipedema causado por la obesidad?

El lipedema no es causado por la obesidad y puede afectar personas con un peso y un índice de masa corporal adecuado. Además los pacientes con lipedema no mejoran al perder peso ya que pierden grasa de todas las zonas excepto de las piernas y/o los brazos. Aunque la obesidad no es un factor causal si es un factor agravante y los pacientes con lipedema deben mantener un peso ideal para su altura.

¿Qué tratamientos hay para el lipedema?

El único tratamiento que ha demostrado ser eficaz para tratar el lipedema es la liposucción tumescente.

La liposucción tumescente es un técnica quirúrgica que consiste en aspirar la grasa a través de pequeñas incisiones en la piel de 2 a 3mm. Antes de realizar la aspiración se infiltra en la zona a tratar una solución con suero fisiológico, anestésico local y adrenalina para minimizar el sangrado intra y postoperatorio.

La liposucción tumescente es una técnica efectiva y segura para tratar el lipedema. Es un procedimiento con una duración de entre una y tres horas según el volumen de grasa que sea necesario extraer. El procedimiento se realiza de manera ambulatoria en la mayoría de los casos, el postoperatorio no es doloroso y solo es necesario llevar medias de compresión para prevenir la inflamación y favorecer la recuperación. La liposucción tumescente es una técnica segura siempre que se realice por un cirujano plástico con experiencia en el manejo del lipedema para evitar complicaciones y obtener los mejores resultados.

Un estilo de vida saludable, mantener un dieta equilibrada y un peso adecuado son fundamentales para prevenir el lipedema y si aparece evitar su progresión pero solo la liposucción tumescente puede eliminar el exceso de grasa acumulado.

Además es importante mencionar que la utilización medias de compresión ayuda a evitar la inflamación de las piernas y reduce el dolor asociado a lipedema.

Consigue tu presupuesto con un solo click
¡Te informamos totalmente gratis!

Las informaciones que aparecen en Multiestetica.com en ningún caso pueden sustituir la relación entre el paciente y el médico. Multiestetica.com no hace apología de un producto comercial o de un servicio.