Me realicé hace 2 meses una mamoplastia de aumento , era algo que siempre he querido hacer pero me ha costado años decirme y ahora era el momento! Lo que más miedo me daba era que el resultado no fuera el esperado, que no acertara con el tamaño o que se encapsularan... pero todo salió genial el post operatorio lo llevé de maravilla, se siente dolor y lo que más me molestaba era la espalda pero nada del otro mundo. Ha merecido la pena todo y ahora estoy supercontenta con tanta ya que han quedado divinas!
62 comentarios

Me hice un aumento de pecho y corte la piel sobrante de mi cuerpo. Despues de un embarazo y un año dando el pecho a mi hijo este se me quedo vacio, solo era piel colgando y por eso decidi operarmelo. El resultado fue buenisimo y me cambio el estado de animo por completo.

2 comentarios
Siempre he tenido mucho complejo no tenía nada de pecho y he sido mama,le di 16 meses de pecho y claro ya no me quedaba nada de nada y con 24 años pues estaba fatal .. me opere hace 6 meses,en Dorsia,estoy encantandisima con el resultado,lo volvería hacer sin pensarlo 2 veces!!
21 comentarios
Mi motivación para realizarme un aumento de pecho fue porque el tamaño de mi pecho era muy pequeño. El mayor miedo que tuve antes de la cirugía fue a la anestesia. El postoperatorio fue super bien la verdad porque casi no sentí dolor y lo único que puedo decir es que si fue un poquito incómodo pero muy soportable. Lo más difícil fue el enfrentarme al miedo que le tenía a la anestesia y lo mejor fue cuando desperté de la cirugía y vi que ya tenía mi aumento de pecho ya hecho.
7 comentarios
Después de 2 embarazos con sus respectivas lactancias, tomé la decisión de operarme.Hace 6 años visité a 5 cirujanos que me recomendaron chicas que habían quedado contentisimas con los resultados, pero yo no estaba del todo decidida a hacerlo pues lo dejé pasar hasta ahora.Por circunstancias, me topé con el centro Ilahy en el hospital Imed de Valencia, y pensé en pedir información. El lunes 12 de junio estaba en la consulta del cirujano, en la que me explicó el procedimiento y me aconsejó según su criterio y experiencia, me puso un sujetador y unos rellenos para ver el efecto. Quedé muy satisfecha en la consulta, tanto en el trato como con el precio y el cirujano me inspiró confianza. Me lo pensé esa misma noche y al día siguiente, martes, le dije que estaba decidida pero o lo hacía rápido o conociéndome lo dejaría pasar. Esa misma tarde estaba haciéndome las pruebas preoperatorias y el jueves estaba con el anestesista puesto que el viernes me operaba. El día de la operación estaba bastante tranquila, emocionada mas que nada. A las 13h llegué al hospital, hora a la que me citaron. Y nada mas llegar a la habitación me dijeron que me cambiara de ropa pues me esperaban en el quirófano. -Que bien, ni tiempo para pensar, así me gusta! Me bajaron al quirófano y allí estaba el cirujano esperándome. Me pidió que me pusiera de pié para pintarme y ahí fue cuando me empecé a ponerme nerviosa, pero enseguida me tranquilizó, sacó el móvil y dijo, vamos a poner música y lo conectó al hilo musical del quirófano, pero que modernos! Pensé yo. La anestesista hizo su trabajo que era dormirme y a la hora y media aprox. Estaba despierta, medio "atolondrá" por la anestesia y sin parar de hablar con la enfermera que estaba allí. Me subieron a la habitación y allí estaba mi marido esperándome. Que felíz que me sentía, porque todo había ido bien, por mis nuevas "amigas" y por haber dado el paso definitivamente. Me encontraba bastante bien, molesta pero bien, con ganas de irme a casa. He de decir que no me pusieron ni drenajes ni vendas, sólo con el sujetador deportivo, el cual me tiene que acompañar día y noche durante un mes. Por la tarde vino el cirujano a verme y me vio tan bien que me preguntó si quería irme a casa, y por supuesto le dije que si. Me dio unas pautas y me citó a los 9 días para quitarme los puntos. Y así estoy, esperando que llegue el lunes para que me vea y me diga que todo va estupendamente. Es inevitable pasar por delante de un espejo y no mirarme el pecho, me siento orgullosa de haberlo hecho y encantada con el resultado obtenido a fecha actual, dentro de un mes estaré mas feliz si cabe. Animo a todas las chicas que se lo están pensando. Los nervios, el miedo, las molestias e incomodidades del postoperatorio existen, estarán ahi siempre que decidáis dar el paso, pero todo es pasajero menos la felicidad al verte cada día con tu ilusión hecha realidad.