Secret Bridge: la nueva técnica para tratar los juanetes

Secret Bridge: la nueva técnica para tratar los juanetes
Vicky Diaz
Vicky Diaz
Licenciada en Periodismo y Relaciones Públicas. Actualmente, escribo sobre cirugía, belleza y tratamientos de medicina estética.
Creación: 30 nov 2017 · Actualización: 16 jul 2019

Los pies son una de las partes más importantes de nuestro cuerpo, pero no siempre les prestamos la atención que se merecen; lo normal es que cuando lo hacemos, es porque ya ha surgido algún problema que nos causa importantes molestias.

Hay muchas patologías que pueden aparecer en los pies, pero una de las más comunes son los juanetes. Se trata de una desviación del hueso del dedo gordo del pie que causa una protuberancia en el lado externo de la extremidad y que tiene tendencia a inflamarse y enrojecerse, causando un gran dolor.

¿Por qué aparecen los juanetes?

Existen muchas causas que dan lugar a este problema:

  • Un uso excesivo de zapatos de tacón alto y de calzado inadecuado en general.
  • Razones genéticas.
  • Tener el conocido como pie egipcio, en el que el dedo gordo es notablemente más largo que el resto de los dedos.
  • Padecer otras patologías en la zona, como pies planos o cavos.
  • La presencia de enfermedades que deforman los huesos, como ocurre con la artritis reumatoide.
  • La edad.

La importancia de actuar pronto

juanetes1.jpg

El juanete es un problema que afecta a toda la estructura del pie. Se produce una desviación del dedo gordo que hace que ejerza presión sobre el resto de los dedos de esta extremidad, lo que puede dar lugar a otros problemas, como los dedos en garra. De ahí la importancia de tratar los juanetes lo antes posible.

¿Cómo se eliminan los juanetes?

Tradicionalmente, la forma de solucionar este problema consistía en realinear el hueso. Se aplicaba anestesia local al paciente y se cortaba la parte del metatarsiano que sobresale hacia el exterior. Después se colocaban unos tornillos para que el hueso crezca en su lugar. Por último, se suturaba y se vendaba.

Nuevas formas de tratar los juanetes

El juanete es un problema tan común que se han ideado nuevas técnicas para conseguir poner fin a esta patología sin necesidad de tener que romper el hueso, lo que hace que la recuperación sea más rápida y que no quede ningún tipo de cicatriz.

La más novedosa es una técnica quirúrgica endoscópica percutánea que se conoce con el nombre de Secret Bridge; lo que hace es desplazar ligeramente el juanete para que el hueso recupere su forma y función adecuada.

Para ello, se llevan a cabo unas pequeñas perforaciones de un milímetro de diámetro y, a través de ellas, se aplica un puente artificial que se encarga de desplazar el hueso sin necesidad de seccionarlo.

Entre los beneficios de este tratamiento, los especialistas destacan los siguientes:

  • Las cicatrices que quedan son muy pequeñas, ya que las incisiones son mínimas.
  • El paciente no tiene que pasar por el dolor que implica la rotura del hueso y el traumatismo en las partes blandas del pie.
  • Las molestias tras la intervención se pueden controlar fácilmente con antiinflamatorios y analgésicos suaves.
  • La operación es totalmente ambulatoria y el paciente puede volver a hacer su vida cotidiana nada más terminar la intervención.
  • Se puede usar calzado normal y caminar sin ningún tipo de ayuda desde el primer momento.
  • Se puede realizar incluso en menores de edad, puesto que no afecta a los cartílagos de crecimiento.

Esta intervención está especialmente indicada cuando se trata de casos leves o moderados de juanetes. Si la desviación es muy grave, no quedará más remedio que recurrir a la osteotomía.

↪️ Relacionado: ¿Prestas a tus pies la atención que se merecen?

¿Cómo se diagnostica el juanete?

A la hora de pasar por una intervención de juanetes con o sin osteotomía es esencial que el especialista haga un buen diagnóstico para comprobar el estado de la zona a tratar y determinar el tipo de intervención a practicar.

Para ello, se suele realizar, en primer lugar, una exploración física a fin de conocer la gravedad de la desviación, comprobando también la movilidad de la articulación, la inflamación y si la desviación afecta a más dedos.

Acto seguido, se hará una anamnesis del paciente para conocer su estado de salud y determinar si existe algún factor de riesgo que haya dado lugar a la aparición del juanete. Por último, se llevará a cabo una exploración radiológica de la zona y una podoscopia para analizar las alteraciones del pie, así como una analítica.

Consejos para aliviar las molestias causadas por el juanete

Hay personas a las que sus juanetes no les provocan muchas molestias, pero hay otras que sufren grandes dolores debido a la desviación del hueso. Mientras llega el momento de la intervención, hay una serie de consejos que se pueden tener en cuenta para disminuir el dolor.

juanetes3.jpg

En primer lugar, es importante usar un calzado cómodo, con una punta ancha y que no apriete los dedos. En el caso de las mujeres, hay que abstenerse de llevar tacones altos.

Los espaciadores interdigitales pueden ser de gran ayuda a la hora de mantener los dedos en la posición adecuada, mientras que las almohadillas de gomaespuma evitan que los juanetes rocen con el zapato.

Es importante ajustar las actividades diarias, puesto que hay ciertas posturas que puedan causar más dolor en la zona del juanete, por ejemplo, estar de pie durante mucho tiempo.

En caso de que aparezca inflamación, se puede aplicar hielo sobre la zona dos o tres veces al día. En los supuestos más graves de dolor e inflamación, hay que acudir al médico para que se encargue de recetar antiinflamatorios.

Cuando aparecen molestias en la zona, puede ser una buena idea aplicar un masaje corrector para ayudar a mejorar la deformidad que tiene el hueso. Se trata de aplicar presión sobre la zona, deslizando los dedos pulgares de la mano sobre la parte superior del pie en dirección hacia los dedos. Hay que realizar hasta 10 presiones profundas.

Otra forma de mejorar las molestias es apoyar el pie de forma correcta sobre una superficie plana, coger el dedo gordo y separarlo del resto, manteniéndolo así durante el mayor tiempo posible. Esto reduce la presión en la zona y hace que se note alivio.

En cualquier caso, la mejor manera de evitar las molestias causadas por los juanetes es ponerse en manos de especialistas del pie en cuanto empiecen a aparecer los primeros síntomas.

↪️ ¿Qué te parece esta nueva técnica? ¿Te interesa? Cuéntanos tu caso en nuestro foro

Consigue tu presupuesto con un solo click
¡Te informamos totalmente gratis!

La información que aparece en Multiestetica.com en ningún caso puede sustituir la relación entre el paciente y el médico. Multiestetica.com no hace apología de un producto comercial o de un servicio.