Hilos faciales, gran solución para rejuvenecer el rostro

Hilos faciales, gran solución para rejuvenecer el rostro
Su objetivo es ofrecer servicios de calidad en los tratamientos de las diferentes especialidades de cirugía y medicina estética. El equipo médico selecciona y valora cada uno de los casos.
Creación: 24 jul 2019 · Actualización: 24 jul 2019

La flacidez con arruguitas de las mejillas, la falta de pómulo… estas pequeñas cuestiones es lo que empieza a ocurrir cuando empezamos con los primeros síntomas del envejecimiento.

La medicina estética nos aporta diferentes soluciones, hace unos años el relleno era la solución más utilizada, rellenar las arrugas no siempre nos ofrece buenos resultados acabamos redondeando el rostro y con un aspecto de efecto “hinchado”, es por ello la medicina estética ha encontrado  mejores soluciones más eficaces y efectivas LOS HILOS FACIALES.

Los primeros hilos que salieron nos ofrecían colocación de hilos sueltos, con efecto malla para buscar la re-densificación de la piel, ahí se conseguían buenos resultados mejorando notablemente el aspecto de la piel, pero no tanto tensándola. Aparecen luego diferentes tipos de hilos con espículas que si logran traccionar la piel buscando la máxima tensión y que nos ofrecen grandes resultados.

Después del estudio del rostro definimos la colocación y la cantidad de hilos que son necesarios, teniendo en cuenta que debemos levantar el pómulo eliminar el surco nasogeniano y la línea marioneta, normalmente se colocan entre 4 y 8 hilos, son suficientes para lograr la mejor tracción de la cara.

El paciente ve los resultados de forma inmediata , justo después de la colocación  aunque puede pasar por un proceso de inflamación moderada, la piel necesita de una semana , más o menos) para adaptarse a su nueva posición, los resultados en muchos casos son realmente espectaculares, si el paciente quiere seguir mejorando otros aspectos de su cara puede combinarse con cualquier tratamiento facial como Botox, aumento de labios, o mesoterapia.

En una primera visita nuestro equipo médico hace una valoración de tipo de hilos y cantidad, se realiza en nuestra consulta aplicando un poco de anestesia local para que nuestro paciente , y nuestro médico trabaje con confort durante los 30 a 40 minutos que dura el procedimiento.

Áreas que se pueden tratar con Hilos:

  • La elevación de la cola de las cejas es una técnica sencilla y muy solicitada, da amplitud al ojo, y devuelve juventud.
  • En el tercio medio del rostro, corrigen la flacidez de las mejillas y mejoran la definición del ángulo mandibular. El médico determinará la cantidad de hilos que son necesarios en cada caso. Habitualmente entre 2 y 4 por lado, la posición y trayectoria del hilo es estudiada por nuestro especialista, buscando siempre la tensión mas natural y efectiva.
  • El cuello es una zona facial que nos marca claramente los signos de envejecimiento, la flacidez en ocasiones combinada con aumento de grasa nos ofrece un aspecto poco favorecedor.

Los hilos faciales estimulan a nivel interno la producción de colágeno y fibroblastos consiguiendo una nueva piel, de aspecto elástico y saludable.

Colocacion:

Debe llevarse a cabo por médicos especialistas en medicina estética que manejen esta técnica. Es también muy importante conocer el origen de los hilos que se vayan a utilizar, en Clínica Rinos utilizamos las mejores marcas de laboratorios reconocidos por la unión europea

El primer paso para colocar los hilos tensores es limpiar la piel, después se suelen realizar mediciones y se dibujan líneas para conocer por donde deben pasar para conseguir el efecto deseado. Una vez se tenga todo previsto, se aplica o inyecta la anestesia local, y cuando no haya sensibilidad se procede a introducir las cánulas que contienen los filamentos tensores.

Una vez insertado por completo este pequeño tubo, se retira, y quedan los hilos tensores dentro de la piel. En el caso de los espiculados, el profesional médico procederá a tirar poco a poco de los hilos para que queden anclados a la piel en la posición deseada. Por último, se recorta el sobrante y se limpia la zona de entrada. Este tratamiento suele realizarse en una única sesión, que dura entre 30 y 40 minutos.

Postratamiento

Después de la aplicación puede aparecer una pequeña inflamación y hematomas que irán desapareciendo progresivamente.

También es normal la sensación de tirantez y de tensión los primeros días. El paciente puede retomar su actividad cotidiana una vez finalizada la sesión. Una vez en casa debe evitar realizar gestos bruscos con la boca al masticar, gesticular,etc.

Resultados

Inmediatamente después del procedimiento ya se aprecian los resultados: el reposicionamiento y recuperación de la flexibilidad de las estructuras faciales.

A los 15/20 días se nota ya un efecto de tensión importante, a medida que se estabiliza el proceso de fibrosis y se genera una acción revitalizadora mejora visiblemente la textura de los tejidos cutáneos, se incrementa el ácido hialurónico, el colágeno y la elastina producida de forma natural por nuestra piel.

Para quienes está indicado este tratamiento?

Si tiene más de 35/40 años y ha empezado a notar cierta relajación en los tejidos faciales y un óvalo del rostro menos definido, se beneficiará de los hilos faciales.

Cuánto tiempo dura el procedimiento?

El procedimiento se lleva a cabo aproximadamente en una hora.

Tendré un resultado natural?

Los resultados son ante todo naturales. Su rostro aparecerá menos cansado y más fresco, pero seguirá siendo la misma persona. Este rejuvenecimiento mantiene toda su expresividad sin alterarla.

Los hilos faciales reemplazan a la cirugía estética tradicional?

No sustituye a la cirugía estética tradicional, pero le permitirá en cambio demorar varios años el recurrir al estiramiento facial tradicional, el lifting facial.

Consigue tu presupuesto con un solo click
¡Te informamos totalmente gratis!

Las informaciones que aparecen en Multiestetica.com en ningún caso pueden sustituir la relación entre el paciente y el médico. Multiestetica.com no hace apología de un producto comercial o de un servicio.